Categoría | Junio, 2013

“No sé qué fabricar, ni qué vender” ¿…?

Todo emprendedor alguna vez se encontró ante una situación de incertidumbre como la que plantea esta frase “No sé qué fabricar ni qué vender”, pero a veces, el precio de obtener la respuesta perfecta, es dar primeramente un salto al vacío, como lo hicieron algunos emprendedores.

Una vez escuché a un vendedor que contaba cómo su tío Simón le enseñó a vender desde joven:

– Tío Simón: Esta es la lista de precios, quiero que vayas y que le vendas a empresas.

– Sobrino: Estemmm… pero tío, no sé qué hacer, ni por dónde empezar.

– Tío Simón: Solo llama o preséntate y véndeles.

– Sobrino: ¿Pero qué les digo?

– Tío Simón: Tienes que dejar de preocuparte, ya tienes todo lo necesario.

– Sobrino: Pero ni siquiera conozco los productos, ni sé qué necesitan.

– Tío Simón: El cliente te dirá lo que necesita.

El tío no tenía mucha sutileza para enseñar, evidentemente era vendedor porque como maestro era un poco rústico, pero dentro de su peculiar método de enseñanza, le dio a su sobrino grandes lecciones. Quiero detenerme en la última frase de la historia porque es el eje de este artículo:

“El cliente te dirá lo que necesita.”

Kiyosaki alguna vez recomendó leer la revista Forbes y por suerte llegó a mi país y pude comenzar a comprarla desde el número 1. En una de estas revistas hay una sección dedicada a “estrategias y soluciones” y me fueron atrayentes dos notas de dos empresas dedicadas a distintos rubros, que encontraron gran parte de su tesoro de la misma forma:

“El cliente, les dijo lo que necesitaba.”

Nucha, cadena de café y repostería.

Una mujer comenzó su emprendimiento de tortas desde el garaje desocupado de su casa. Se ve que sus productos eran muy buenos porque tenían gran demanda y aprovechó una gran crisis en el país para alquilar (rentar) su primer local a bajo costo. En el transcurso de 10 años tuvo que mudarse dos veces debido al éxito de las ventas y el siguiente párrafo, puede darnos una idea de la clave del éxito de este negocio:

“Los integrantes de esta empresa familiar, aseguran que se retroalimentaron desde un principio de las sugerencias de los clientes. Primero solo fueron comentarios al pasar, cuando los consumidores visitaban el local para retirar su pedido. Hoy, la estrategia consiste en invitar a clientes experimentados – y no tanto – a probar los nuevos productos. Al menos dos veces por año, degustan una serie de delicias dulces y saladas, rellenan un breve formulario, y las propuestas más elegidas llegan al mostrador. ”

Esta estrategia simple, demuestra genialidad: primero supieron escuchar a sus clientes y luego decidieron invitarlos a degustaciones. Al mismo tiempo que definían los nuevos productos, hacían sentir especiales a sus clientes, haciéndolos participar.

(Nucha cuenta con 8 locales propios que facturan anualmente más de U$ 4.000.000).

Grupo Argul, fábrica de artículos de plástico.

Otra empresa que se dedica a la fabricación de artículos de plásticos y derivados, debió cambiar de productos varias veces, por temas relacionados al contexto del país. Por ejemplo, había épocas en la que era rentable fabricar lapiceras, pero en otras, el mismo objeto daba pérdidas. Así pasaron de un producto a otro a lo largo de tiempo, fabricando tapas de frascos, cascos para motos y elementos de protección para las industrias.

El producto con el que ingresaron al mercado de la protección para industrias, es casi ínfimo. Un pequeño tapón para los oídos. El molde para hacer este producto fue todo el gasto que tuvieron. Hoy, la empresa Libus es una empresa líder en protección auditiva, y ese producto fue la puerta a un gran mercado como es el de protección para la industria.

Es curioso que el producto con el que dominan el 50% del mercado haya nacido de la propuesta de un cliente.

(Hoy el Grupo Argul tiene una facturación anual estimada de U$ 24.000.000 de dólares).

“Escuchar” al mercado, puede ser muy rentable.

Vimos dos ejemplos de empresas que nada tienen que ver entre sí, pero que supieron escuchar a su público. Al parecer, la técnica del tío Simón puede dar buenos resultados.

Hay algunas respuestas que son necesarias obtenerlas al momento de realizar el plan de negocios, pero hay casos en que las “perlas”, aparecen después de que el negocio está en marcha. Como bien dice el dicho:

“Cuando el carro anda, los melones se acomodan.”

Con carro no se refiere a un auto, sino a un vehículo más primitivo que tiembla mucho al andar. Se utiliza normalmente para llevar frutas en él, para vender por la calle. Este movimiento del carro mientras está andando, hace que las frutas que lleva comiencen a acomodarse solas, de una forma más compacta, que solo se puede hacer andando.

Tanto para comenzar a buscar un nicho de mercado, para decidir qué fabricar o qué vender, los consejos del tío Simón pueden ser efectivos. Las mismas personas pueden decirte lo que necesitan, quizás hoy mismo te lo estén diciendo cada día, ¿estás atento a las necesidades las personas, las estás escuchando?

¿Cuántas veces los proyectos se retrasan, los negocios se postergan y los pensamientos quedan en un cajón por no comenzar a ponerlos en práctica esperando a que llegue una “idea millonaria”? Es paradójico que los emprendedores que mencionamos como ejemplo hayan encontrado los millones con ideas de otros. Fue casi como un premio por pasar a la acción.

Tío Simón:

– Solo llama o preséntate y véndeles.

– Tienes que dejar de preocuparte, ya tienes todo lo necesario.

– El cliente te dirá lo que necesita.

Fuente: libropadrericopadrepobre.com

Posted in Estrategia, Motivación, Negocios Comments

7 PELICULAS DE EMPRENDEDORES QUE TIENES QUE VER

Este es un top 7 + 1 de películas que te recomiendo como emprendedor. Ver películas es una buena forma de aprender y pasar un buen momento a la vez. La mayoría son historias de la vida real, algo que causa un doble impacto. Aunque algunas historias suenan increíbles son hechos verídicos.

De este listado, solo Jerry Maguirre y The company men no son verídicas, aunque bien podrían serlo. Seguramente hay muchas más películas para emprendedores, pero estas son las que puedo recomendarte porque las he visto.

1 – EN BUSCA DE LA FELICIDAD

La película se basa en la vida de Chris Gardner (Will Smith) y tiene un inicio esperanzador, un emprendimiento. Chris, decide hacer una inversión en unas máquinas portátiles que planea vender a médicos. El gran negocio comienza a caer a días de haberse iniciado y su situación económica y familiar con él. Su esposa lo deja con su hijo de 9 años, con quien comparte a lo largo de la película cada uno de sus éxitos, pero también sus fracasos y humillaciones. Con toda probabilidad en su contra y sin tener dinero ni para pagar un taxi, decide enseñarle a la vida, que la palabra suerte no está dentro de su vocabulario.

2- UNA MENTE BRILLANTE

El profesor John Forbes Nash (Russell Crowe) es un genio en matemáticas, reconocido por sus propios colegas. Su vida transcurre de una forma bastante normal hasta que comienza a tener alucinaciones y le diagnostican esquizofrenia paranoide. Tras estar varias veces internado y medicado, sus alucinaciones van desapareciendo, pero al dejar de tomarlas, su enfermedad vuelve a cobrar impulso, hasta que su propia mente brillante da con el eje de la cordura. Se dio cuenta que las personas que veía en sus alucinaciones no crecían al pasar el tiempo.

3 – JERRY MAGUIRE

Una prestigiosa agencia que promueve deportistas tiene un empleado estrella: Jerry Maguire (Tom Cruise). O al menos así lo era hasta que Jerry comenzó a darse cuenta que las personas valían más que el dinero. Este pensamiento no era muy “redituable” para la empresa y decidieron prescindir de sus servicios. Así es como Jerry tiene que empezar completamente desde cero. Sin amigos y tan solo con una empleada a la que no podía pagarle el sueldo, consigue quedarse con un solo cliente, un jugador de segunda.

4 – TEMPLE GRANDIN

Temple Grandín nació en 1947 y a temprana edad se le diagnosticó autismo. El autismo, según Wikipedia:

“Afecta la socialización, la comunicación, la imaginación, la planificación, la reciprocidad emocional, y evidencia conductas repetitivas o inusuales.”

Si crees que tienes situaciones en tu contra, ya ves con las que tuvo que lidiar Temple desde niña. Su madre se esforzó siempre para que su hija diera un paso más allá de sus problemas y así fue como logró que comenzara a hablar. Llegó a ser ingeniera agrónoma recibida en la Universidad de Illinois. Y realizó aportes muy destacados a la industria, además de ayudar a niños autistas con métodos que ella misma ideó, como “la máquina de dar abrazos”.

5 – EL JUEGO DE LA FORTUNA

Billy Beane (Brad Pitt), manager del equipo de beisbol Atléticos de Oakland comienza a sufrir una serie de derrotas por no contar con presupuesto para adquirir jugadores. Pero en su vida, se cruzaría una persona que le daría un nuevo método para seleccionar los jugadores que conformarían su equipo. Así es como comienza a formar un plantel de atletas “tapados”, simplemente por estadísticas. Pero su método está a mitad de camino. Logra comprar algunos jugadores a bajo precio que estadísticamente rendían bien, pero el técnico del equipo muchas veces se negaba a ponerlos, por lo tanto, Billy tiene que tomar una decisión: ir a fondo con su método, lo cual era considerado una locura, o dejarlo a medias.

 

6 – PIRATAS DE SILICON VALLEY

Basada en la vida de Steve Jobs y Bill Gates, la película muestra la locura de la creación, entre traiciones y conflictos éticos, de dos de las más grandes compañías del mundo: Apple y Microsoft.

Otra película similar, pero más actual, es La red social (2011) que relata la creación de Facebook.

7 – VENCIENDO A LOS GIGANTES

Es una película con un gran nivel de motivación, pero además suma el hecho de ser una película con principios cristianos. Grant Taylor es un entrenador sin mucho éxito, de un equipo de fútbol americano en una escuela secundaria. Su vida no pasa por los mejores momentos y decide ser sincero con Dios y pedirle su guía. Comienza a comprender, que tiene que cambiar parte de su filosofía como entrenador, y llevar a su equipo a algo más que la búsqueda de un triunfo deportivo, tiene que guiarlos a algo más profundo.

8 – THE COMPANY MEN

La economía da un vuelco inesperado, y Bobby Walker (Ben Affleck) es despedido sin previo aviso. Su auto lujoso y su vida ideal de ganador, recibe un duro golpe, que lo obliga a formarse desde cero, nuevamente, pero esta vez, más sabio y tratando de formar su propia compañía.

Fuente: LIBRO PADRE RICO PADRE POBRE

Posted in Emprende, Motivación Comments

Siempre es buen momento, ¡empieza tu plan financiero!

¿Qué es lo primero que pensamos al escuchar la palabra finanzas? ¿Complicado? ¿Tedioso? ¿Tan especializado como algo lejano o ajeno a nosotros?

Las finanzas no deben ser lejanas ni ajenas a nosotros. Dentro de la disciplina, encontramos el área de las finanzas personales y no hay nadie mejor que nosotros para gestionar nuestros propios ingresos y gastos. Si nosotros no lo hacemos, nadie más lo hará. Los resultados financieros de cualquier organización reflejan las actividades y necesidades de la misma; en nuestro caso, reflejan nuestro estilo de vida.

Muchas veces tenemos la percepción de que nuestro dinero desaparece sin darnos cuenta. El llevar una bitácora de nuestros gastos y una agenda de nuestros planes nos permite concientizarnos sobre estas fugas de dinero que, por ser imperceptibles, nos alejan de nuestros objetivos.

Lo que no se mide 
no se controla

No podemos mejorar algo que no medimos y si no llevamos un control (tan sencillo o detallado como queramos), ¿cómo podremos saber que avanzamos o retrocedemos en nuestro plan, en nuestro proyecto de vida? Sí, ¡nuestro proyecto de vida! Al final, nuestro plan financiero debe reflejar los objetivos y restricciones a los que nos enfrentamos a corto, mediano y largo plazo. De las siguientes ecuaciones, reflexionemos, ¿con cuál nos identificamos?

Ingreso – Gasto = Ahorro vs Ingreso – 
Ahorro = Gasto

El priorizar nuestros objetivos nos ayuda a comprometernos con nuestros gastos y cambiar el paradigma de: ahorro lo que me sobra. Nuestro pensamiento debe ser gastar responsablemente lo que tenemos después de haber hecho el apartado de ahorro, ya que éste representa el gasto o inversión que planeamos para nuestro futuro (Navidad, vacaciones, casa o retiro).

Gastar responsablemente es cuestionar el valor de nuestras compras, administrar adecuadamente el uso de nuestras tarjetas de crédito y realizar conscientemente un gasto superfluo; es el responder a las consecuencias que cada opción presenta.

Al llevar el control de nuestros gastos, podríamos asombrarnos de cuánto se nos va en productos o servicios innecesarios o insatisfactorios que nos alejan de nuestros objetivos de plan de vida y, con ello, de nuestro plan financiero.

Importancia de los instrumentos de inversión

Por otro lado, el tener el dinero en nuestra chequera es como mantenerlo en nuestro colchón electrónico. El valor del dinero en el tiempo no es el mismo. El valor adquisitivo, es decir, lo que el dinero puede comprar, disminuye conforme la inflación aumenta. En este caso, podemos contratar el fondo de inversión y/o seguro que mejor satisfaga nuestras necesidades, ya que nos conviene poner a trabajar nuestro dinero, que de esta manera no perderá su valor en el tiempo.

Por ejemplo, si invertimos en un fondo cuyo rendimiento es similar al de la inflación, tendremos la oportunidad de incrementar nuestro capital y mantener su valor adquisitivo. De la mano de la planeación de nuestros proyectos, alejemos la apatía o miedo y acerquémonos a la institución de nuestra elección a conocer los instrumentos financieros que más nos convengan. ¿Qué espera usted?

Fuente: El Economista

Posted in Finanzas, Negocios Comments

PNL, La nueva Ciencia del Desarrollo Personal

Extracto del libro de Daniel Taroppio

PNL, la nueva ciencia del Desarrollo Personal

 

¿Cuál es la estructura del cambio?

Durante mucho tiempo la Psicología se esforzó en comprender el comportamiento humano procurando entender los “contenidos” de la mente y el pasado de las personas, considerando ésta como la única alternativa para el cambio. Desde esta perspectiva, las transformaciones psicológicas sólo eran posibles después de largos años de búsqueda de “contenidos mentales” en el pasado de las personas, a razón de varias sesiones semanales. Si bien esta concepción lenta y costosa del cambio sigue siendo válida, ya no es la única, lo que ha permitido el desarrollo de toda una tecnología del desarrollo personal, caracterizada por la rapidez, el amplio alcance social y el bajo costo operativo.

Hace apenas unos pocos años, la antigua forma de entender la Psicología fue por primera vez desafiada por dos verdaderos innovadores. John Grinder y Richard Bandler, reunieron sus conocimientos sobre Cibernética, Lingüística, Matemática, Computación, Gestált y Sistémica, para formular un modelo realmente revolucionario en la comprensión de la conducta humana.

En este modelo, la preocupación deja de estar puesta en los “contenidos” y el interés se dirige a la forma concreta, aquí y ahora, en que la gente construye su experiencia. Basados en la premisa de Korzybski: “el mapa no es el territorio”, Bandler y Grinder advirtieron que lo importante (a nivel psicológico, no social) no es tanto lo que a la gente “le pasa”, sino lo que la gente construye en su cabeza con los estímulos que provienen del exterior y también de su propio interior. Esta reconstrucción interior de la realidad se realiza bajo la forma de un conjunto de procedimientos y operaciones que poseen una estructura -programación-; mediante la cual se organizan los estímulos externos e internos -neuro-; todo esto bajo la forma de una sintaxis mental específica-lingüística-. Nacía entonces una escuela psicológica verdaderamente nueva: la Programación Neurolingüística (PNL).

 ¿Cómo captamos la “realidad”?

La esencia de la PNL se asienta en dos premisas sumamente simples. En primer lugar sabemos que los seres humanos no tenemos acceso a la “realidad objetiva” como tal. Heisenberg, uno de los más grandes físicos de este siglo, resumió este concepto: el observador es parte de lo observado, no existe la objetividad absoluta ni aún en el campo de la Ciencia Empírica.

Las personas no percibimos la realidad en sí misma, sino que “construímos” la realidad mediante representaciones mentales. Es decir que la realidad se presenta ante nosotros pero no podemos asimilarla tal cual es; no podemos meternos las cosas en la cabeza. Lo que hacemos es representarnos la realidad en nuestro interior de una manera particular, que está condicionada por nuestros valores, creencias, experiencias, sistema neurológico, etc.

En segundo lugar, Bandler y Grinder destacaron que la forma en que la gente se representa la realidad tiene una estructura, y aislaron los componentes de la misma.

 La estructura de la “experiencia interna”

Al representarnos la realidad (lo cual incluye tanto el “mundo externo” como el “interno”, un paisaje como un dolor de cabeza) lo hacemos básicamente mediante tres tipos de representaciones (que constituyen una experiencia interior): o es una imagen que formamos en nuestra mente (representaciones visuales); o es algo que nos decimos en nuestro diálogo interno (representaciones auditivas) o son sensaciones corporales (representaciones cenestésicas).

A su vez, cada una de estas modalidades de representación tiene una gran variedad de submodalidades, es decir que podemos construirnos muchas formas de imágenes (grandes, chicas, en color o blanco y negro, brillantes u opacas, etc.); de diálogos (serenos, agitados, chillones,etc.) y de sensaciones físicas (suaves, frías, tensas, etc.). Todos los seres humanos poseemos las tres modalidades con sus grandes variedades de submodalidades, pero todos somos predominantemente, o visuales, o auditivos o cenestésicos, y además hacemos distinto uso y tenemos un distinto repertorio de submodalidades.

¿Cómo se organiza la realidad interior?

Todo este material de representaciones internas (imágenes, sonidos y sensaciones corporales) es organizado en un discurso interno, cuyas leyes lingüísticas pueden ser estudiadas y comprendidas a fin de mejorar la organización de nuestro pensamiento.

Un estado interno es la resultante de estas representaciones de la realidad cuando han recibido, además, la influencia de nuestras creencias, nuestro estado fisiológico y nuestra peculiar sintaxis mental (más adelante aclararemos estos conceptos).

La dinámica que se produce entre las distintas formas de representarnos la realidad, nuestras creencias, sintaxis y fisiología es lo que determina que, frente al mismo hecho, diversas personas reaccionen de formas tan distintas y elaboren conclusiones tan dispares.

Fuente: Crecimiento Personal

Posted in PNL Comments

  • Negocios
  • Tecnología
  • Mundo
  • Salud
  • GRATIS
  • Manténgase informado con lo que ocurre en BalboaRadio y no se pierda ningún detalle.

  •   

♫ Radio Streams ♫

Here is the Music Player. You need to installl flash player to show this cool thing!

La frase del día

♫ Radio Streams ♫

Here is the Music Player. You need to installl flash player to show this cool thing!

Quien está conectado

4 visitantes conectados ahora
1 visitantes, 3 bots